domingo, 7 de marzo de 2010

PRINCESA.


Hoy la abuela te puso perfume y te sentís princesa.
Y cuando estás así, apuro a dibujar palacios en el aire, y mi espacio propio se vuelve tu reinado para que vengas y dispongas de mí, de mis tiempos, de mis atenciones.
No hay oro con que pueda comprarse la sonrisa que traes cuando venís con perfume y zapatitos rosa y medias verdes. Te sentís princesa, y para mí, lo sos.
Princesita de pelos desgarbados, dibujo mi corona de flor y caramelos, y asisto a la coronación más importante de la historia. Princesita de sol.
¿Sabrás que tu nombre significa nada menos que LUZ?
Lucía, luz.
Lucía, resplandeciendo y abriendote hacia afuera a través de esos ojos hermosos. Lucía, iluminando mis días, y dandole sentido. Tu segundo nombre no hace falta explicarlo, y ya quisiera yo que a ese no le hicieras ni un poco de honor, pero...
Lucía Soledad. Vas a brillar Lucía, y la soledad de tu entorno hostil, inseguro, impreciso, descuidado, indefenso, no será suficiente para opacar tu almita tan llena de luz y de ternura.
No vas a leer esto. Yo me encargo de que recibas el mensaje.
Tu ternura en derroche es razón de Esperanza para mí. Sedienta como estás de cuidado y cariño, a veces no comprendo de donde te viene ese caudal de ternura con que me mirás a los ojos y hacés que me sienta tan amada.

Lucía, Princesa de Esperanza, bendición del camino...



4 comentarios:

hna. josefina dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
hna. josefina dijo...

¿Sabés? Alguna vez se me ocurrió que 'Soledad' también podía querer expresar la cualidad del sol...
¡Un abrazo!

TeSs dijo...

Tus palabras me han emocionado en lo profundo.
Luz soledad...Luz invitada a brillar en todo su esplendor...
Gracias Ana

Un abrazo enorme

TeSs

Luciana Di Palma dijo...

Es hermoso! Simplemente eso.. Hermoso..

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...