miércoles, 1 de junio de 2011

Entonces...

...y unos puntos suspensivos se vuelven pasarela para llenar de frases entrecortadas, un cuaderno, un muro, una ventana, una historia.
¿Entonces...? y miro hacia arriba buscando no sé que respuesta que no aparecerá escrita en ningún otro lugar que no sea en la propia alma.
¿Entonces...? y el silencio se me vuelve lugar sagrado en donde solo caben las verdades.
¿Entonces...? y no hay "campana" que nos saque del apuro.

Entonces...
 me desafía, me obliga a más, me saca del refugio por un rato. 
Entonces...
 me embebe en un coraje que no me es propio y me saca bailando y sonriendo de más de mil trincheras.
Entonces...
 no hay manera de dar pasos hacia atrás; refugios nuevos tal vez, pero ya no serán los mismos.
Entonces...
 despierta tanto sentir adormecido.

Y los puntos suspensivos...
                                             ese es otro capítulo.-




1 comentario:

jackie dijo...

Hermoso escrito amiga. Los puntos suspensivos a veces son indicativos de que se espera algo mejor. La historia no ha concluido se acerca un final feliz. Por eso cuando me ataca un mal momento pienso, aun no es el final y me apodero de mi fe y sigo adelantandome hacia la parte mejor de mi historia.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...